Mirar desde arriba el cuerpo

Todo ha tomado dimensiones extremas

Lo que parecía antes una minúscula curva

Ahora se acentúa y resurge convexa

Si la mirada comienza atravesando mi cuello

Ella se desliza y tropieza con unos pezones que nada tienen que envidiarle a las uvas navideñas

La mirada continúa y es mi cuerpo perenne q se estremece al ver una bella protuberancia en forma de pera, ya no hay abdomen plano, ni indicios de un gimnasio sobrecogedor, son mis piernas inflamadas que se contornean en el difícil peso que soportan.

Mirar desde arriba el cuerpo, que se prepara para ser madre, es un acto exótico que implicó una lujuria callada.

La voz del padre y de la madre

En la intimidad de un grito

Resuelve el amor.

Verbo y vuelo

Para CAPR

Tres horas de verbo y no desear tu vuelo.

Miedos

Si es un amigo no hay por qué temer

Lo malo sería que no fuese amigo,

La razón es ambigua

Porque a decir verdad

Lo malo del caso es ser amigos…

De vez en cuando se necesita esperar

Pero solo de vez en cuando así tienes más tiempo para las señales

Si eres el que espera no disfrutas mucho

Si eres al que esperan tu posición es importante

Si este poema resulta incomprensible

Echémosle la culpa al amor

Porque yo no entiendo cómo es que a veces podemos enamorarnos de los amigos.

Poeta suelto

Me monté en un ómnibus y me dio por mirar todas las cejas de las personas, solo las cejas y ohh qué diversas… luego me detuve en las narices… qué raras… y ya después no seguí observando porque sentí que iba en descenso.

Como una guasasa

Hay insectos que molestan

que no puedes salir fácilmente de ellos

como los pensamientos que hoy se repiten en mi cabeza, no molestan pero son persistentes…

Agónico

Es agónica la espera

Tal parece que vivir en realidad

Es ver pasar su tiempo.

Él no se atreve sino con la mirada

Todo es más fácil a través de los ojos

Esos canales mudos que dicen tanto

Yo lo contemplo en las fotos

Y analizo cada parte de su cuerpo

Nos vamos familiarizando

Dice que le violo el cerebro

Que mis preguntas arrazan con su masa cerebral.

Pero ellos son así

Cuando eres tímida

viene un vendaval de ilusiones

De buenos tratos

Cuando eres arrebatadora

Se extinguen, se esfuman

Es cuestión de género

Malditos predecibles

Todos.

Si cambiaran la estrategia

Dejarían de gustarme

Y ahora pienso

Cómo llegué al plural

Si estoy hablando de ti

Que por estos días

Te he sentido único…

No importa

No importa,

A veces

Puedes dormir

Con la sensación

Que muy pronto

Estarán amándote.